Iniciar Sesión

Acceso mediante UVUS

Usuario
Contraseña *

Historia y contexto

La propuesta que se presenta en esta memoria es un Grado en Ingeniería Informática - Ingeniería del Software que sustituirá a la actual titulación de Ingeniero Técnico en Informática de Gestión, que se ha venido impartiendo ininterrumpidamente en la E.T.S. de Ingeniería Informática desde el curso 1996-97. La siguiente tabla, muestra la demanda de este título en los últimos años:

  03/04 04/05 05/06 06/07 07/08 08/09
Ingeniero Técnico en Informática de Gestión 137 159 154 159 152 146

Los estudios de informática en la Universidad de Sevilla, no obstante, iniciaron su andadura mucho antes, en el año 1985 en la antigua Escuela Universitaria de Ingeniería Técnica Industrial, que más tarde se transformaría en la Escuela Universitaria Politécnica. Estos estudios consistían en un título de Diplomado en Informática con especializaciones en gestión y en sistemas físicos. En el año 1989, la Diplomatura se complementó con un título de Licenciado en Informática que tenía las mismas dos especializaciones y empezó a impartirse en la E.T.S. de Ingeniería Industrial. En el año 1990 se creó la Facultad de Informática y Estadística, a la que se adscribieron no sólo las titulaciones de Diplomado y Licenciado en Informática, sino también la de Diplomado en Estadística, que hasta entonces se había impartido en la Facultad de Matemáticas.

El año 1996 supuso un punto de inflexión ya que tras su homologación por parte del Consejo de Universidades se implantaron en la Universidad de Sevilla las actuales titulaciones de Ingeniería Informática, Ingeniería Técnica en Informática de Gestión e Ingeniería Técnica en Informática de Sistemas. Todas ellas estaban adscritas a la Facultad de Informática y Estadística y sustituyeron a las anteriores titulaciones de Diplomatura y Licenciatura. El siguiente gran hito se produjo en el año 2001, cuando el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía aprobó la creación de la E.T.S. de Ingeniería Informática, a la que fueron adscritas las tres titulaciones de Ingeniería Informática, mientras que la Diplomatura en Estadística fue adscrita de nuevo a la Facultad de Matemáticas.

En este tiempo han sido casi tres millares de estudiantes los que han obtenido alguno de los títulos en informática que impartimos o hemos impartido. La inmensa mayoría ha tenido oportunidad de desarrollar prácticas en empresa en alguna de las casi 200 entidades colaboradoras, lo que les ha permitido completar su formación y estar mejor preparados para su incorporación al mercado laboral, que es de un 100%. Es más, aproximadamente el 25% de nuestros egresados trabajaba de forma regular durante el desarrollo de sus estudios y casi un 35% de forma esporádica. Aunque los puestos iniciales que desempeñan nuestros egresados están relacionados con programación, casi un 53%, a lo largo de su carrera profesional es destacable el porcentaje de egresados que alcanzan puestos de responsabilidad superior como jefe de proyecto o gerente de negocio, un 10% aproximadamente.

El proceso de migración hacia las nuevas titulaciones adaptadas al Espacio Europeo de Educación Superior se inició en el año 2006, con la puesta en marcha de un posgrado en Informática compuesto por un Máster Universitario en Ingeniería y Tecnología del Software y un programa de doctorado sobre la misma temática. Desde entonces hemos seguido trabajando en el diseño de nuevas titulaciones de grado y de máster.

Justificación

Hasta hace bien poco, un sistema informático se solía ver como una caja negra con unas entradas y unas salidas bien definidas, cuyo desarrollo podía ser abordado por casi cualquier persona debidamente formada en disciplinas tales como Física, Matemáticas, Telecomunicaciones, Ingeniería Industrial y en el mejor de los casos, por Ingenieros Informáticos. No obstante, la complejidad cada vez mayor de los problemas a resolver; la constante aparición de nuevas y cada vez más sofisticadas metodologías, técnicas y herramientas de desarrollo, junto con la imperiosa necesidad de aumentar la productividad en el desarrollo, no hace sino constatar la urgente necesidad de contar con un perfil de ingeniero específico para el desarrollo de software. En las sociedades más avanzadas tecnológicamente, y avalados por las asociaciones profesionales IEEE, ACM y AIS, existen desde hace varios años, planes de estudio para este nuevo perfil de ingeniero conocido como Ingeniero del Software, contando incluso con un cuerpo de conocimiento propio y bien definido [6] que les otorga un papel fundamental en el desarrollo de la Sociedad de la Información y el Conocimiento.

Hace apenas ocho años, España tenía un desarrollo en materia de Sociedad de la Información y el Conocimiento equivalente al 37% de EE.UU. y al 70% de la media comunitaria [1]. Por desgracia, un reciente informe [2] indica que aunque se ha registrado un gran avance en estos últimos años, sigue siendo insuficiente con respecto al crecimiento que se está produciendo en los países más desarrollados de nuestro entorno. Por otra parte, todos los estamentos de la administración pública, desde la Unión Europea hasta el gobierno autonómico, reconocen que la innovación es el motor principal para el desarrollo de la Sociedad de la Información y el Conocimiento [3].

En cuanto a la situación andaluza en materia de Sociedad de la Información y el Conocimiento, hay que señalar que es ligeramente diferente a la media de España en muchos aspectos. Según los analistas [2], una de las razones fundamentales ha sido la llamada Segunda Modernización, que es el nombre genérico por el que se hace referencia a 286 acciones concretas agrupadas en 31 líneas estratégicas, con 82 objetivos y seis ejes de actuación. Los que concentran un mayor esfuerzo inversor son los referidos al fomento de la llamada Industria del Conocimiento (2.667 millones de euros), al impulso de los emprendedores (1.823 millones) y a la Sociedad de la Información (482 millones) [5]. Además, en abril de 2005 se creó la Red de Espacios Tecnológicos de Andalucía con el objetivo de promocionar y fomentar la conexión entre los agentes tecnológicos integrados en la red y el resto del sistema productivo andaluz.

A la vista de estos datos, no es de extrañar que sea Andalucía la comunidad que ha experimentado un mayor crecimiento en el número de usuarios de Internet desde el año 2005, con aproximadamente un 20% del total de nuevos usuarios en España, que fuera la primera comunidad con nivel de accesibilidad AAA en los portales oficiales y que se encuentre en la fase conocida como Ventanilla Única, como paso previo al estadio de Administración Electrónica en el que sólo se encuentran unas pocas comunidades a día de hoy. Por lo tanto, tampoco es de extrañar que al analizar las tendencias de crecimiento del mercado informático por comunidades autónomas sea Andalucía la que más ha progresado en lo que llevamos de década [3, 6]. Además, la provincia de Sevilla ha venido creciendo en este indicador a un ritmo muy superior al resto de las provincias, al igual que la incorporación de nuestros titulados en informática al mercado laboral.

Estamos por lo tanto en disposición de afirmar que nuestros egresados han desempeñado un papel crucial en esta evolución de Andalucía en general y de Sevilla en particular, por lo que también debe entenderse que la formación ofrecida recientemente por nuestro centro ha sido de la calidad necesaria para conseguir un impacto positivo en el tejido productivo de su entorno, por lo que debería continuar ofreciéndose en los nuevos planes de estudio derivados del RD 1393/2007.

Por todo lo expuesto anteriormente, es evidente que de no realizar esta propuesta de título de grado correríamos el riesgo de poner trabas al crecimiento que nuestra provincia y nuestra comunidad están experimentando en el cam­po de la Sociedad de la Información y el Conocimiento.

Referencias

[1] La Sociedad de la Información en España: Convergencia y efectos macroeconómicos. SEDISI, Ministerio de Ciencia y Tecnología. 2001.

[2] Informe Anual sobre el Desarrollo de la Sociedad de la Información en España. Fundación France Telecom. 2008.

[3] I+D e Innovación en España: Mejorando los Instrumentos. Organisation for Economic Co-operation and Development. 2007.

[4] Estrategia Nacional de Ciencia y Tecnología. Secretaría de Estado de Universidades e Investigación. 2006.

[5] Consejo de Gobierno de 7 de junio de 2005. Junta de Andalucía. 2005.

[6] Guide to the Software Engineering Body of Knowledge. IEEE. 2004.